Llega el calor: tips para mantenerse hidratados

Es sabido que en Paraguay la ola de calor es intensa la mayoría de las veces, es por eso que siempre se recomienda tener bloqueador solar a mano, de ser posible, mantenerse siempre por la sombra, no hacer actividades físicas demasiado intensas entre las 10.00 y las 16.00 horas (cuando el sol se torna realmente abrasador) y llevar algún tipo de protector para la cabeza (quepis, sombreros o algún otro accesorio).

Además de todo eso, mantenerse hidratado es sumamente fundamental. Es por eso que hoy te vamos a hacer unas cuantas recomendaciones para hidratarse y que el calor paraguayo no te cause problemas de salud.

Siempre ten una botella de agua a la mano

Por más que suene obvio, muchas veces la razón principal por la que nos olvidamos de consumir agua es porque nos olvidamos. Si tenemos una botella de agua siempre a la mano, con el simple hecho de mirarla nos recordará que debemos de terminarla. Además, es una forma fácil de transportar nuestra hidratación a cualquier parte.

Bebe agua antes, durante y después del deporte o actividad física

La mayoría de nosotros solo ingiere agua en un determinado momento a la hora de hacer deporte. Sin embargo, para mantener una correcta hidratación es de vital importancia consumirla antes, durante y después de ejercitarse.

Dos o tres litros de líquido por día

Es vital poder distribuir toda esa cantidad agua en el transcurso del día. De última, si no sos muy aficionado a beber agua, y para no aburrirte, puedes combinar los tipos de líquido: jugos, caldos, batidos, refrescos, infusiones, café… así te resultará más fácil cumplir con el objetivo.

Come alimentos con electrolitos

La hidratación no es sólo tomar agua, también es consumir electrolitos necesarios para nuestro cuerpo. Una manera fácil de hacerlo es incluir alimentos que tengan potasio (plátano, melón, tomates), calcio (pescado, hojas verdes, lácteos), sodio (apio, quesos, tofu), y magnesio (nueces, hojas verdes, granos integrales).

Toma agua antes de que sientas sed

El sentir sed es un indicador de que el cuerpo ya está deshidratado, por eso, no debes de esperar a sentir esto para tomar agua. Una buena táctica para evitar esto y mantenerte hidratado es crear el hábito de tomar agua a lo largo del día.

Limita las bebidas diuréticas y deshidratantes

Limita la ingesta de bebidas con contenido alcohólico porque el alcohol tiene un efecto deshidratante. La cerveza puedes tomarla sin alcohol, y rebajar la sangría y el ‘tinto de verano’ añadiendoles bastante hielo. En cualquier caso, no sustituyas el agua, los jugos y los refrescos por este tipo de bebidas aunque te atraiga más su sabor. Por otra parte, el café también es un diurético por naturaleza. Por eso, si tomas café todo el día y no bebes agua podría contribuir a deshidratarte. Se recomienda tomar un vaso de agua seguido de una taza de café.

Beneficios de una hidratación correcta

  • Si están correctamente hidratados, todos los órganos de nuestro cuerpo (riñón, hígado, corazón, estómago, piel…) funcionan mejor.
  • Se orina frecuentemente, lo que favorece la eliminación de toxinas.
  • Al orinar más, también se reducen las posibilidades de sufrir infecciones urinarias, y de que se formen arenillas o cálculos en el riñón.
  • Se favorece la motilidad intestinal, previniendo el estreñimiento.
  • Además, las heces son más blandas y esponjosas y, por lo tanto, más fáciles de expulsar, lo que evita la aparición de hemorroides por esfuerzo o heridas por laceración.
  • La sangre se encuentra más diluida, y los nutrientes se distribuyen mejor por el organismo.
  • La piel mejora su aspecto y lozanía.

Comentarios

comentarios